Isabel Seoane, Montse Madroño e Isabel Tomás en la Plaza de España de La Flecha / LAURA NEGRO

Pregoneras tras 50 años de reinado

Isabel Seoane, Montse Madroño e Isabel Tomás, fueron las primeras reina y damas de las fiestas de La Flecha en 1972. Medio siglo después, pronunciarán el pregón inaugural de los días grandes dedicados a San Antonio de Padua

Laura Negro
LAURA NEGRO

Fueron elegidas por sus amigos, de entre todas las mozas de su pueblo, como las más simpáticas, guapas y dignas de llevar una corona de reinas. Isabel Seoane 'La hija del capataz', Montse Madroño 'La hija del Maño' e Isabel Tomás 'La madrileña', fueron las primeras reinas de las fiestas que tuvo La Flecha. Corría el año 1972 y aquel era un pequeño barrio «en el que todos eran una familia». Con estas tres jovencitas, que rondaban los 19 años, comenzó una tradición que perdura en el tiempo. Aquellas fiestas estuvieron de lo más animadas y la reina y las dos damas, eran la novedad. Llenaron las calles de belleza y juventud y presidieron todos los actos que se programaron. Acudieron a la misa del patrón, le procesionaron, abrieron los bailes, hicieron el saque de honor en los partidos de solteros contra casados e incluso fueron las encargadas de entregar los premios en todos los concursos que se celebraron durante los tres días que entonces duraba la fiesta.

Ha pasado medio siglo de su coronación, pero todavía hoy, Montse y las dos Isabeles, siguen recordando aquellos momentos «con felicidad, alegría, cariño e ilusión». «Fue una de las mejores épocas de nuestra vida y fue todo un honor representar a la juventud del pueblo. Nunca olvidaremos esos recuerdos tan bonitos. Éramos muy jóvenes y nos hizo mucha ilusión«, dicen las primeras reinas arroyanas. «Entonces no había cuadrillas. Éramos todos amigos y tuvimos la suerte de que nos tocó a nosotras», completa Isabel Seoane.

Montse Madroño, Isabel Seoane e Isabel Tomás el día que fueron coronadas / EL NORTE

Para Montse, lo más especial fue lo arropada que se sintió por sus vecinos de La Flecha. «En aquel entonces éramos muy pocos y tanto el alcalde, Pedro Pérez, como la corporación y la cofradía, estuvieron con nosotras sin dejarnos de su mano. Las fiestas de hace 50 años eran muy distintas a lo que son ahora. Éramos unos 200 habitantes. Había baile, juegos y empezaba a formarse alguna peña. Lo mejor era lo bien que nos lo pasábamos con los amigos. Formábamos una gran familia», subrayan mientras revisan con nostalgia sus fotos en blanco y negro y sacan a relucir su antigua banda.

Este jueves, arrancan en La Flecha las Fiestas Patronales en honor a San Antonio de Padua, y el Ayuntamiento del municipio ha querido rendir honor a aquellas jovenzuelas que hoy son casi septuagenarias. Ellas serán las encargadas de inaugurar los festejos pronunciando el pregón inaugural que les hará regresar al pasado y rememorar aquella semana festiva, en la que acapararon todos los flashes. «Estamos muy contentas de que se hayan acordado de nosotras y de estar acompañadas por la corporación. Casi todos los amigos siguen a día de hoy con nosotras y nos acompañarán en un día tan especial. Y a los que ya no están… les mandamos un beso», se emociona Montse.

A las 20:00 horas está prevista la coronación de los reyes y reinas de las fiestas de este año. Debido a los dos años de pandemia, serán 18 jóvenes los que tendrán el honor de ser coronados por el Rey y Reina de 2019. Acto seguido, 'la hija del capataz', 'la hija del maño' y 'la madrileña' se sentirán de nuevo reinas en el balcón del ayuntamiento de La Flecha, mientras lean su pregón, del que no quieren desvelar nada. «A los jóvenes que se coronan este año les recomendaría que lo disfruten y que se lo pasen divinamente, porque una ocasión como ésta no la van a volver a tener y puede, que dentro de 50 años, les toque a ellos hacer lo que hoy estamos haciendo nosotras», concluye Isabel Seoane.