Nuevo conflicto entre el presidente de IPAE y el alcalde de Arroyo

Instante de la intervención de Sarbelio Fernández con el gesto del alcalde al fondo y de máxima atención por parte de la primera teniente de alcalde, Mar Redondo. /Jota de la Fuente
Instante de la intervención de Sarbelio Fernández con el gesto del alcalde al fondo y de máxima atención por parte de la primera teniente de alcalde, Mar Redondo. / Jota de la Fuente

El Secretario Municipal se mostró contundente con Sarbelio Fernández cuando quiso comprometerle durante el pleno municipal

Jota De la Fuente
JOTA DE LA FUENTEArroyo de la Encomienda

El presidente de Independientes por Arroyo (IPAE), volvió a proponer en el pleno de Arroyo la complicada situación que vive su formación con el resto de concejales de su partido, que ya han abandonado sus filas.

En el turno de ruegos y preguntas, Fernández leyó un escrito previamente redactado por su equipo de asesores en el que solicitaba al Secretario Municipal su parecer al respecto de la decisión adoptada como presidente de expedientar a cinco de sus concejales, diez días después de notificar su expulsión, en un hecho contradictorio. Se trataba del penúltimo conflicto entre unos y otros a tres meses vista de los comicios municipales.

El secretario municipal de Arroyo, Carlos Rodríguez Fermoso, fue contundente y, seguramente, el más político de todos los presentes. Su respuesta a Sarbelio Fernández zanjó la cuestión. «El secretario no viene aquí a dar su opinión. Mi responsabilidad es dar fe e informar jurídicamente de cuantas cuestiones se planteen en el pleno», sentenció.

El presidente de IPAE alegó haber registrado su decisión de expedientar y suspender de militancia en su partido al alcalde y cuatro concejales más de su formación, Mar Redondo, Isabel Mansilla, Rocío de Fuentes y Virginia Ingelmo. Los otros dos concejales de IPAE en Arroyo, además del propio Fernández, Margarita Santos y Víctor Bartolomé, no pueden ser expulsados al no ser afiliados. Comparecieron en las listas electorales como independientes.

En realidad, la incoherencia del planteamiento de Sarbelio Fernández en el pleno municipal radica en que había comunicado previamente a un medio de comunicación el pasado día 8 de febrero su decisión de expulsar a José Manuel Barrio de IPAE. Horas más tarde, su partido comunicó el escrito al resto de medios de comunicación. Como Barrio no había sido informado de esa decisión oficialmente por vía alguna, «solo lo supe por la llamada de una periodista de un medio de comunicación», según explicó, dos días después, con fecha 10 de febrero, envío por burofax su baja como afiliado de IPAE al domicilio de Sarbelio Fernández, quien indicó en el pleno no haberlo recibido. «30 Euros me costó y bien pagados están», señaló Barrio. Pese a haber expulsado de su partido a los cinco concejales, el día 18 de febrero, Sarbelio Fernández registró un escrito de apertura de expediente y suspensión de militancia, diez días después de filtrar a los medios su expulsión. Ahí es donde radica lo desconcertante de tal decisión. IPAE decide expedientar al alcalde de Arroyo semana y media después de expulsarle.