«Mi hija ha vuelto a nacer en la Carrera del Turrón»

Grupo de chicas participantes en la Carrera del Turrón disfrazadas de renos. /Jota de la Fuente
Grupo de chicas participantes en la Carrera del Turrón disfrazadas de renos. / Jota de la Fuente

Amanda, una atleta de 28 años de edad salva la vida tras sufrir un colapso gracias a la rápida atención de las asistencias

Jota De la Fuente
JOTA DE LA FUENTEArroyo de la Encomienda

Se llama Amanda, tiene 28 años y el día de Nochebuena volvió a nacer. Participaba junto con su padre Sebastián en la XXI Carrera del Turrón, en Arroyo de la Encomienda el pasado domingo, cuando sufrió un colapso respiratorio. El relato del padre es sencillamente estremecedor: «Faltaban apenas 500 metros para la meta, veníamos conversando con un ritmo de carrera muy suave. Recuerdo que me giré y la vi como bailando, dando vueltas y gritando ‘¡Papá, Papá!’. Empezó a retorcerse sobre sí misma con los brazos y las piernas retorcidas. Solo me dio tiempo a sujetarla y dejarla en el suelo. No podía respirar y comenzó a cambiar de tonalidad. La comencé a hacer el boca a boca y en segundos aparecieron dos o tres enfermeras que enseguida tomaron el control de la situación».

Amanda había llegado recientemente de Barcelona, una ciudad a la altura del mar y una temperatura agradable de 15º, para pasar a Valladolid, a 700 metros de altura, con 0º de temperatura y una niebla que se colaba hasta los huesos. Junto a ella, cerca de 1.200 atletas inscritos en una carrera que ya se ha convertido en toda una tradición, más aún tras la suspensión de la San Silvestre vallisoletana. Incluso hubo 300 atletas que se quedaron sin poder correr ya que el circuito no podía albergar más capacidad. La prueba comenzó a las 11:00 horas de la Avenida de Colón de La Vega, junto al edificio Multiusos, donde también estaba situada la meta, tanto de la carrera de 5 kilómetros como la de 10 kilómetros. El circuito era mixto, de tierra y asfalto, y transcurría paralelo al Pisuerga, por el parque de La Vega.

Sebastián, padre de Amanda, vivió momentos muy dramáticos porque las asistencias médicas enseguida detectaron que no era un ataque epiléptico, ni un infarto, pero los problemas respiratorios podrían afectar al cerebro, ya que apenas le llegaba oxígeno. «La enfermera me pedía calma, pero veía a mi hija en esa situación...Afortunadamente los servicios de protección civil funcionaron a la perfección. En unos segundos que me parecieron eternos, llegó una UVI y allí la atendieron, comenzó a reanimarse, aunque estaba totalmente rígida. Después la llevaron al ambulatorio de La Flecha, donde volvieron a hacerle pruebas y se recuperó».

El susto pudo haber acabo en tragedia, pero afortunadamente la organización tenía todo previsto y es algo que habría que analizar en las numerosas pruebas que se disputan a lo largo del año en Valladolid. Policía Local de Arroyo, Protección Civil, Guardia Civil, 112, Policía Nacional y los voluntarios y trabajadores del ayuntamiento de Arroyo y de Runva Sport, así como los atletas del Club Atletismo Arroyo hicieron posible una carrera perfecta, donde los atletas disfrutaron de su pasión.

«Mi hija se ha salvado por la rápida actuación de todos. Agradezco a todos su organización y preparación porque una buena coordinación y previsión puede salvar una vida, como así ha sido», comenta Sebastián, que solo tiene palabras de infinito agradecimiento hacia todos aquellos que participaron en que Amanda pudiese celebrar la Nochebuena con sus familiares. «Amanda está muy cansada y con contracturas musculares, pero nos han dicho que es lo normal y se le irán pasando poco a poco. Ha vuelto a nacer». Los participantes de la carrera tenían de premio el tradicional turrón, pero Sebastián se llevó el premio mejor, y todo gracias a la previsión y perfecta organización de la carrera.

En el plano deportivo, la carrera del Turrón de Arroyo batió ayer su propio récord de participación, superando la cifra de 1.200 inscritos y dejando fuera de la prueba el Club Atletismo Arroyo, organizador de la prueba, a más de 300 atletas que quisieron inscribirse. No había capacidad para acoger más deportistas. La prueba partió a las 11:00 horas de la Avenida de Colón de La Vega, junto al edificio Multiusos. Allí estaba también situada la meta. Los atletas tenían que decidir previamente si participaban en la prueba de 5 ó 10 kilómetros. Había representación de atletas de 23 provincias diferentes de la geografía española.

Cero grados marcaba el termómetro en el instante de darse la salida, mucho frío, niebla y una buena pelona cayendo sobre Arroyo, en un circuito mixto de asfalto y tierra por el parque lúdico de La Vega, paralelo al cauce del río Pisuerga, y hasta el Parque del Socayo. La prueba premiaba también los disfraces más originales, tanto individuales, como en grupo, así como a los tres primeros de cada categoría, entregando una bolsa de avituallamiento a cada participante que incluía una tableta de turrón para cada uno de ellos.

El vallisoletano del Solorunners, Eduardo Ordax (15´30”) se impuso en la prueba corta masculina, por delante del atleta del Bikila Palencia David García Catalina (15´34”), ambos en muy buen momento de forma con muy buena marca, entrando tercero el hombre de San Miguel del Pino -Racing Valladolid- Francisco Javier de la Casa (16´20”). La chica del Triatlón Laguna de Duero, Elena Díez de la Fuente (21´42”) se impuso en chicas, por delante de Ana Rielo, del Triatlón Pisuerga, y la independiente zamorana Silvia Fuentes, sorprendida al entrar en meta, en apenas un año en el mundo del atletismo, corriendo una soberbia carrera.

En la prueba larga de 10 kilómetros, el triunfo fue para el atleta de Herrera de Duero -Racing Valladolid- Isaac Rico (31’ 13”), muy superior al resto de rivales, con gran ventaja sobre el salmantino de Macotera Roberto Bueno (33´29”), que fue segundo, y el cigaleño -Giralda Sport- Rubén Sánchez (33´46”), tercero. En chicas, ganó la palentina del Bikila Cristina García Catalina (36´28”), acompañada en el podio por la atleta local del Mushing Atletismo Arroyo, Emma Pérez (37´42”), y la zamorana Alma de las Heras (38´43”), del Club Atletismo Zamora.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos