«La estabilidad política es clave para abordar los proyectos importantes»

José Manuel Barrio, Alcalde de Arroyo de la Encomienda.
José Manuel Barrio, Alcalde de Arroyo de la Encomienda. / Jota de la Fuente

Entrevista José Manuel Barrio, alcalde de Arroyo de la Encomienda

Jota De la Fuente
JOTA DE LA FUENTEArroyo de la Encomienda

José Manuel Barrio, alcalde de Arroyo de la Encomienda, analiza el estado de Arroyo de la Encomienda a mitad de mandato, cuando restan dos años para afrontar unas nuevas elecciones municipales. A finales del 2017 el municipio alcanzará los 20.000 empadronados. Aunque reconoce que «es muy pronto aún y dos años en política es mucho tiempo», reconoce que «no me importaría repetir como candidato en las próximas elecciones municipales».

¿Cómo valora el primer año casi completo que han vivido en mayoría y estabilidad tras el pacto con el PP?

Valoro muy positivamente este año desde que se firmó el pacto con el Partido Popular, pues la estabilidad política es muy necesaria para poder abordar todos aquellos proyectos que son importantes para Arroyo. La relación y la colaboración con el PP, a través de su portavoz, José Antonio Otero, es excelente y muy fluida.

¿Cómo está viviendo tantos vaivenes en los grupos de la oposición? Arroyo ha visto ya cuatro dimisiones en los dos años de mandato.

Siempre es deseable que la estabilidad política se dé también en los grupos de la oposición. Efectivamente, muchos cambios afectan al funcionamiento de las comisiones y los plenos porque hace falta conocimiento de la administración y procedimientos, y cuando se produce un relevo, los nuevos concejales tienen que ponerse al día de nuevo en este funcionamiento. Dicho esto, conviene también decir que la labor de los concejales no es una tarea fácil, tanto se esté en el gobierno como en la oposición; hay que tener mucha dedicación y horas de trabajo para estar al día en todos y cada uno de los temas, máxime cuando se está en la oposición, y eso siempre afecta en muchos casos a la conciliación de la vida familiar.

¿Hasta qué punto afecta a sus planes los recortes por motivo de la Ley de gasto?

Se entiende esta ley para ayuntamientos con un gran endeudamiento y que necesitan pagar su deuda. Estamos pendientes actualmente de la aprobación de los presupuestos generales del Estado, a ver si dicha ley de gasto sufre alguna modificación para aquellos ayuntamientos sin deuda. En Arroyo nos encontramos en esta situación y, por tanto, si se modifica dicha ley, se podría invertir parte de nuestro remanente de tesorería, que en el ejercicio 2016 excedió de 14 millones de euros. Esto nos permitiría abordar ciertos equipamientos que pensamos son necesarios.

Ahora, una vez terminada la obra de conexión con la depuradora de Valladolid, surgen problemas con el alcalde de Valladolid ¿Se solucionará?

Esos problemas no tenían que haberse producido. No tienen razón de ser. En Arroyo estamos dispuestos a respetar los acuerdos económicos firmados en el vigente convenio de depuración. Las obras llevan ya concluidas más de un mes y medio y todavía no hemos podido conectar con la depuradora de Valladolid. Somos conscientes de que hay problemas con algún municipio, pero no es nuestro caso, entonces no entendemos cómo se nos niega el derecho a conectar con una depuradora que fue financiada en una gran parte con fondos europeos y cuya gestión se cedió por parte de la Junta de Castilla y León al Ayuntamiento de Valladolid.

La conexión es un derecho inalienable del municipio de Arroyo de la Encomienda, puesto que desde hace tiempo la normativa europea prohibió la construcción de nuevas depuradoras a los municipios. Por tanto, solo esperamos el momento para poder conectar y para ello necesitamos el beneplácito del Ayuntamiento de Valladolid. Algo que estamos seguros que vamos a recibir, pese a lo que se diga. Y por supuesto a pagar.

¿En qué situación está el proyecto de la Casa de la Música y el Teatro?

Se trata de un proyecto muy importante dentro de esta legislatura, porque va a dimensionar y ordenar el espacio cultural del municipio. Es un proyecto que abordamos con mucha ilusión, porque en ella se albergará la escuela de música y nuestra banda sinfónica. En este momento la situación es la siguiente: se licitó la obra y se adjudicó, pero al estar la empresa adjudicataria en baja temeraria se procedió a una nueva adjudicación al siguiente de la lista. Todo esto ha producido algún pequeño retraso administrativo. Pero confiamos en que la obra se pueda comenzar después del verano y sería deseable que se pudiera disponer de ella a principios de 2019. Es una obra de 18 meses de ejecución, pero como usted sabe, las obras las “carga el diablo”.

¿Cuándo abrirá total y definitivamente el Centro Deportivo La Almendrera de La Flecha?

Lamentablemente esta pregunta se ha convertido en un clásico. Ha habido múltiples problemas dentro del proceso de recepción de la misma y hemos detectado la necesidad técnica de modificar el proyecto de unión de los dos edificios con un pasillo climatizado, cuya modificación afecta a la normativa contra incendios, y esto nos obliga a la ejecución de una obra durante el verano que tiene un plazo de 2 meses. Sí que estoy en condiciones de decirle que la piscina de verano se abrirá el 17 de junio, y el resto de la instalación no lo hará hasta después del verano.

¿Es el quinto colegio que se inaugura en septiembre un motivo de orgullo para usted?

Efectivamente, el quinto colegio va a ser una de las mejoras infraestructuras educativas de la provincia de Valladolid, que es imprescindible y muy necesaria en nuestro municipio. Arroyo cuenta con un elevado índice de natalidad, de ahí que los módulos de infantil y primaria que albergarán dicho colegio son muy necesarios para nuestros niños. Es un compromiso de la consejería que se está cumpliendo, y según se nos ha dicho, el módulo de infantil se abrirá en septiembre para comenzar el curso 2017-2018. El de primaria se abriría 2018-2019.

¿Y el instituto?

El instituto es una necesidad imperiosa y reclamada desde hace. Actualmente nuestros estudiantes marchan a los institutos de Valladolid. Fue el actual consejero, Fernando Rey quien, desde un principio, cuando me dirigí a él al comienzo de esta legislatura me prometió que ese instituto se iba a construir, y así va a ser.

La última vez que visité al Consejero, hace dos meses, se me dijo que la obra se había licitado y que se podría comenzar en el último trimestre de este año con la intención de poder inaugurarlo en el curso 2018-2019.

Arroyo está ya a punto de rebasar los 20.000 empadronados. ¿Está ya todo listo?

Actualmente el padrón está en torno a 19.600 ciudadanos y dado el índice de natalidad que venimos experimentando en los últimos años (en torno a 300 nacimientos anuales), casi me atrevería a decir que con nuestro propio crecimiento vegetativo estaríamos muy cerca de esa cifra a finales de año. Cuando sobrepasemos esa barrera, nos encontraremos con nuevos retos y nuevas competencias. Estamos redimensionando el Ayuntamiento, no solo contamos con una magnífica administración Electrónica y portal de Transparencia, con lo cual somos punteros en Castilla y León, sino también a nivel de personal y desarrollo administrativo. Con un plan estratégico y operativo de empleo que se va a imponer poco a poco en los próximos ejercicios.

¿Qué nos dice del transporte metropolitano y de los taxis de Arroyo?

El tema de los taxis sigue todavía enquistado. Tuve una conversación con el Concejal responsable de Valladolid, pero todo sigue igual. Nosotros abogamos porque los taxis de Arroyo se incorporen al Área de Transporte Metropolitano en igualdad de condiciones que los de Valladolid. Solo somos cinco taxis y los de Valladolid 460. Cualquier otra disposición, perjudicaría seriamente los intereses de nuestros taxistas.

En cuanto a los autobuses Interurbanos, seguimos con La Regional hasta que acabe la concesión, y se ha producido ciertas mejoras en cuanto al bono transporte y al transfer para moverse por Valladolid, mejoras que se han transmitido a los ciudadanos por los medios de comunicación. Entendemos que sería deseable llegar a acuerdos importantes en estas materias.

¿Hay visos de llegada de algún destacado proyecto empresarial a Arroyo?

En Arroyo siempre hay mucho movimiento y expectativas. Algunas no han cuajado, pero hay proyectos importantes, que tardan en materializarse. En este tema voy a ser muy discreto, porque considero que no hay que lanzar las campanas al vuelo hasta que las cosas no estén atadas y muy atadas. Lo demás sería vender humo.

¿Repetirá como candidato de IPAE a las elecciones municipales?

Es un poco pronto para esta pregunta. Estamos ahora mismo en el ecuador de la legislatura y quedan dos años. Ese tiempo, en política, es mucho tiempo. Pero, sí le digo que en el equipo de gobierno y desde IPAE trabajamos todos con mucha ilusión, esperando poder apurar al máximo nuestros compromisos electorales con nuestros ciudadanos, y desde esa premisa le aseguro que me encuentro muy ilusionado, y si los compañeros de partido y la salud me lo permiten, no me importaría ser candidato a las próximas elecciones.

¿Cómo ve el futuro político en Arroyo?

Hemos vivido y estamos viviendo tiempos convulsos en la política nacional y local. Se abren nuevos tiempos, nuevos enfoques, pero en todo caso Arroyo tiene mucho futuro y políticamente el tiempo nos pone a todos y cada uno en nuestro sitio, y desde luego, la situación política actual en Arroyo nada tiene que ver con la que vivimos al principio de la legislatura. Los concejales se han asentado en sus funciones y en sus desempeños, muchos eran nuevos, algunos han cambiado, pero ahora mismo estoy convencido de que todos y cada uno buscamos lo mejor para nuestro pueblo. La situación políticamente es muy fluida entre el equipo de gobierno y la oposición, como no podía ser otra manera. Se han dado, se dan y se darán todas las explicaciones necesarias, y yo confío que no haya ningún tipo de conflicto político, más allá de los deseos e ideologías respetables de cada uno de los partidos que conformamos el pleno y la política municipal.

Arroyo vive por y para la música y la cultura. Usted es un hombre de letras. ¿De casta le viene al galgo?

Yo le diría que en Arroyo se viven muchas cosas y muchas alternativas. El deporte y la cultura, “tanto monta, monta tanto”, son imprescindibles en nuestra sociedad. El deporte es uno de los hitos fundamentales que tiene nuestro pueblo, hay cantidad de actividades deportivas, instalaciones deportivas, y que se van a seguir dimensionando. Pero es algo evidente, que podemos comprobar todos los fines de semana, que desde la Concejalía de Deporte se organizan muchísimas actividades. Efectivamente soy un enamorado del deporte, pero la cultura es mi vida y desde luego sí que me gustaría ir dimensionando e ir potenciando su desarrollo en nuestro pueblo. Creo que la Concejalía de Cultura, que no solo se dedica a las fiestas, sino que tiene otros menesteres, como es potenciar las actividades culturales y, como ya dije antes, la Casa de la Música y el Teatro va a ser un gran exponente de la cultura. Lo que no se oferta no se reclama, muchas veces. Le puedo decir que la cultura me apasiona.

¿Se terminaron las mayorías absolutas y tiene que acostumbrarse todo el mundo a pactar y dialogar?

Las mayorías absolutas fluctúan con los tiempos, con la policita, con los grupos, con la sociedad, unas veces se dan y otras no. Está claro que quien se dedique a la política tiene que entender que, sin dialogo no se puede ejercer correctamente dicha actividad. La política es entendimiento, es intercambio de pareceres, es consenso, es discrepancia cuando se produce, pero siempre implica al final una toma de decisiones, y las decisiones pueden ser siempre discutibles. Personalmente, me considero una persona dialogante.

El año pasado algunas peñas y peñistas protestaron enérgicamente. ¿Cómo lo han solucionado?

Todo sucedió porque se modificó el horario de finalización de una orquesta que terminó mucho antes de lo previsto. Es una decisión que tomé personalmente y me equivoqué, pero no hubo nada más. Al mes de terminar las fiestas convocamos una reunión de peñas, se valoraron las fiestas, se recogieron sugerencias y se aceptaron las críticas, de ahí derivó una nueva estrategia para la organización y distribución de los festejos para nuestros dos patronos. Se decidió que se convocarían a los representantes de las diferentes peñas para que fueran sugiriendo y valorando las actividades con el fin de distribuir y redimensionar nuestro programa de fiestas. Ha habido 5 reuniones de peñas y se han votado todas y cada una de las sugerencias y alternativas. Todo el mundo ha tenido la oportunidad de manifestarse al respecto, a través de sus representantes. La transparencia y la comunicación han sido impecables, y el programa de fiestas es la culminación de todo ese trabajo. Por lo que solo me queda agradecer a la Concejalía de Cultura y a todos los representantes de las peñas, que han contribuido y colaborado con su trabajo y sus sugerencias, para poder tener las mejores fiestas. Así que mi felicitación a todos ellos.

Fotos

Vídeos