La ONG Entreculturas reúne casi 800 personas en Arroyo bajo el lema 'Una luz encendida por cada paso'

Salida de la VIII Carrera Entreculturas de Arroyo. /Jota de la Fuente
Salida de la VIII Carrera Entreculturas de Arroyo. / Jota de la Fuente

Los fondos de la marcha benéfica se destinarán a promover programas educativos y sociales con niñas de África y América Latina

Jota De la Fuente
JOTA DE LA FUENTEArroyo de la Encomienda

Entreculturas reunió durante la mañana de ayer en Arroyo de la Encomienda casi 800 personas en torno a una marcha solidaria que ha recaudado fondos para La luz de las niñas, un proyecto benéfico que financiará acciones en doce países. Desde Sudán del Sur a Camerún. En todos los casos, se contempla la educación como la luz principal al final del túnel de la pobreza.

Desde pocos minutos después de las 10:00 de la mañana, los voluntarios y solidarios participantes, comenzaron a reunirse en torno a la línea de salida del circuito de 5 kilómetros que recorría el Parque Lúdico de La Vega. Las operaciones se centraron en el edificio Multiusos, desde donde se dio la salida y la llegada a las difrenetes pruebas, dependiendo de la edad de los participantes. Recorrieron desde 350 metros los más pequeños hasta 10 kilómetros, dos vueltas al circuito, los más preparados físcamente hablando.

La familia Marcos Frías, con raices en Rodilana, Crsitina y Santi, acudió en pleno a la carrera solidaria con sus hijos María, Santiago, y Beltrán.
La familia Marcos Frías, con raices en Rodilana, Crsitina y Santi, acudió en pleno a la carrera solidaria con sus hijos María, Santiago, y Beltrán. / Jota de la Fuente

Previo a la salida, tras unas alocuciones del alcalde de Arroyo, José Manuel Barrio, y de la responsable de Entreculturas en Valladolid, Esther Gómez, se encendieron unas velas en recuerdo de todas aquellas personas que sufren pobreza y necesidad allá donde Entreculturas pone sus objetivos y se realizó un minuto de aplausos como reconocimiento a la labor de todos los voluntarios y las pérdidas sufridas durante los últimos años. Participaron 741 personas. 133 fueron niños, 219 en la prueba de 5 km., 227 en la de 10 km., 151 en la de marcha, más las aportaciones del dorsal cero, que superaron la decena.

Entreculturas organiza desde hace ocho años la carrera 'Corre por una causa' y desde 2012 financia el programa La luz de las niñas (que ha atendido a 32.000 personas), ante la necesidad de emprender acciones que sirvan de prevención y contención ante las situaciones de violencia física, psíquica y mental contra las menores, «vinculados con casos de extrema pobreza, barrios marginales, zonas de guerra, migraciones... Hay que dar a conocer estas violencias que sufren a diario para tomar conciencia y ayudar», explica Esther Gómez Rivero, delegada de Entreculturas en Valladolid.