Los campos de rugby de Arroyo presentan un aspecto muy deteriorado

Campo de rugby de Arroyo de la Encomienda/El Norte
Campo de rugby de Arroyo de la Encomienda / El Norte

El excesivo uso y las restricciones de agua son los motivos. La concejalía de deportes trabaja contrarreloj para sanear la superficie de hierba de los campos de La Vega

Jota De la Fuente
JOTA DE LA FUENTEArroyo de la Encomienda

Los campos de fútbol y rugby de césped natural que Arroyo de la Encomienda tiene en las instalaciones municipales de La Vega presentan un deterioro considerable que será solucionado en breve por la concejalía de deportes del ayuntamiento.

Ayer se produjo una reunión entre el responsable de deportes De Arroyo, Sarbelio Fernández, responsables del Club de Rugby Arroyo, técnicos municipales y técnicos de mantenimiento de zonas verdes del ayuntamiento y de las empresas que acometen los trabajos de jardinería en Arroyo. En el transcurso de la reunión se tranquilizó a los responsables del club deportivo, se indicaron las causas del deterioro, las medidas a adoptar en el futuro para solventar el estado del sustrato y de la superficie y, posteriormente, se abordó qué condiciones de uso necesita el campo de cara a la temporada que comenzará en breve, horas de entrenamiento y descansos programados para aireación y trabajos de jardinería.

En el pleno municipal celebrado el ultimo miércoles del mes de julio pasado se habló al respecto a preguntas de concejales del PSOE y de Ciudadanos. Allí y al igual que ayer, el concejal responsable, Sarbelio Fernández, explicó los motivos de tal deterioro. En esencia, los campos de hierba natural de La Vega han sufrido las consecuencias de las restricciones de agua que solo permiten el riego un día sí y un día no, y no siempre con todo el caudal y tiempo que sería aconsejable. Además, los entrenamientos continuos de más de 300 deportistas a diario sobre la superficie con botas de tacos hasta la última semana de junio ha impedido el saneamiento y mejora del césped. La selección española femenina de rugby estuvo concentrada en Arroyo haciendo uso del campo hasta finales de junio, estando el campo ocupado hasta ese momento sin posibilidad de actuación sobre el mismo.

Ahora, a contrarreloj, se intentara sanear la hierba y sus raíces, airear en sustrato y poner solución a los baches que presenta el terreno de juego, normalmente utilizado para todo tipo de entrenamientos, tanto tácticos, como técnicos y también para la preparación física, por todos los equipos que componen el Club de Rugby Arroyo, pese a las advertencias hechas desde el ayuntamiento «de la necesidad de dejar descansar el césped para poder efectuar en el mismo los trabajos de mejora», explicó en el pleno Sarbelio Fernández, concejal de Deportes de Arroyo. También se va a resembrar con semilla la superficie afectada, aunque el calor de los meses de julio y agosto y la premura de tiempo para volver a utilizar las instalaciones hace complicado el éxito del tratamiento si no cesa allí la actividad deportiva el tiempo necesario por la empresa de jardinería que se encarga del mantenimiento de las instalaciones, considerando las restricciones de agua a las que se ve sometido y obligado a cumplir el ayuntamiento de Arroyo.

Un jugador del club de rugby promueve desde la semana pasada una campaña de apoyo para que la situación se solvente, una llamada de atención sobre un problema que ya tenía en cuenta el ayuntamiento. Cierto es que el aspecto del césped del campo no es el ideal, alejado del verde que se corresponde y con un deterioro considerable, fruto del uso, el calor, y la escasa aportación hídrica, «un deterioro que hemos venido sufriendo toda la temporada pasada y que a estas alturas ha alcanzado un nivel crítico», explica José Otero, jugador del equipo senior del club de rugby y promotor de la protesta y de la campaña de apoyo, quien añade que «el mal estado del terreno de juego ya viene de lejos, lo hemos sufrido toda la temporada. Un mal estado que ha generado múltiples lesiones a los jugadores de todas las categorías del club», explica. La campaña continúa abierta a través de la plataforma change.org y en ella se solicita al ayuntamiento de Arroyo de la Encomienda la reparación del campo municipal donde 300 jóvenes, y no tan jóvenes, practican semana a semana su deporte favorito.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos