El Ascensores Zener Rugby Arroyo gana su segunda Copa Castilla y León

Plantilla del Zener Rugby Arroyo celebrando la Copa de Castilla y León. /Jota de la Fuente
Plantilla del Zener Rugby Arroyo celebrando la Copa de Castilla y León. / Jota de la Fuente

Los ornitorrincos remontaron en La Vega los dos puntos de desventaja del partido de ida frente al Zamora RC (29-12)

Jota De la Fuente
JOTA DE LA FUENTEArroyo de la Encomienda

Ascensores Zener Rugby Arroyo 29: Rodrigo Fernández González, Miguel Rapallo, Jesús Rodríguez, Miguel Calvo, Diego Ramos, Maxi Zárate, Jesús Zarzuelo, Daniel Panedas, Adrián Zumel, Gregorio Negueruela, Luis Tomé, David Herrero, David Tapia, Alejandro De la Iglesia, Manuel Cuadrado. También jugaron Darío Djaschni, Joaquín Fernández Peláez, Javier García, Rubén Rojo y Gonzalo Lepe.

Zamora Rugby 12: Estévez, Bragado, Genicio, Salvador, Gutiérrez, Moreno, Marcos, Fernández, Álvarez, Seisdedos, Arribas, Polo, Melgar, Sola, Clemente. También jugaron Santiago, Albarrán, Tijera, Tamame, Marcos, Pérez y Crespo.

Anotadores: 3-0 minuto 13, golpe de castigo pasado por Negueruela, 10-0 minuto 20 ensayo de Ramos y transformación de Negueruela, 15-0 minuto 31 ensayo de Tapia, 15-5 minuto 38 ensayo de Tijera, 22-5 minuto 43 ensayo de Herrero y transformación de Negueruela, 29-5 minuto 56 ensayo de Tomé y transformación de Negueruela, y 29-12 minuto 70, ensayo de castigo de Zamora.

Árbitro: Raposo Sáinz (Castilla y León). Mostró cartulinas amarillas a los locales Fernando Peláez, Tapia y Rojo, así como al visitante Seisdedos.

Incidencias: Partido de vuelta correspondiente a la final de la Copa de Castilla y León playoff 2, disputado en el Monumental de La Vega (Arroyo de la Encomienda).

El Ascensores Zener Rugby Arroyo se alzó ayer con el título de Copa Castilla y León de Rugby tras vencer al Zamora Rugby por 29-12 en el Monumental de la Vega, remontando los dos puntos de desventaja con que se vinieron de tierras zamoranas y culminando una temporada complicada en muchos aspectos.

El partido gozó de un fantástico ambiente, con más de 500 espectadores apretando y empujando a los suyos, que jugaron el mejor rugby de la temporada cuando más falta hacía, en la final de copa, segundo título para los arroyanos en esta misma competición.

Comenzaron el partido los jugadores de Juan Carlos Carpintero con intensidad, apretando al rival desde el primer minuto para imponer su calidad y superioridad ante el rival, que aguantó hasta que las fuerzas y las exclusiones por indisciplinas lo permitieron. «Mis jugadores han demostrado un afán de superación muy importante en una temporada durísima, en el que hemos crecido muchísimo. Habíamos entrenado situaciones del juego que se han dado en el partido y las hemos superado con solvencia. Hemos tenido que jugar un plan B porque el A no nos salía, ganando metros y anulando a sus mejores jugadores», explicaba Carpintero al término del partido.

Por su parte, el capitán de los ornitorrincos, Carlos Panedas, explicó que «hemos demostrado tener más calidad y fuerza, en un muy buen partido, jugando con mucha intensidad. El título es una enorme alegría para una temporada en la que parecía que nada nos salía bien. Ha merecido la pena», reflexionó sobre el campo de La Vega, que será replantado de inmediato.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos